La OTAN no se involucrará en Ucrania, pero defenderá a sus aliados.

El pasado miércoles, fui entrevistado por Idania Chirinos para el programa La Tarde de NTN24, canal latinoamericano de noticias con base en Colombia. En la entrevista analicé las medidas que la Cumbre extraordinaria de la OTAN, que se celebraría el jueves 24 de marzo, tenía previsto aprobar para atajar la crisis derivada de la invasión rusa de Ucrania. Estas medidas están encaminadas a la defensa y a la disuasión, no a una intervención militar en el conflicto que conduciría a una escalada considerable.

Entre estas medidas, están previstas el envío de cuatro batallones a Eslovaquia , Hungría , Rumanía  y Bulgaria, países fronterizos con Ucrania. Este nuevo despliegue se suma a los 100.000 soldados de EEUU  y 40.000 al mando directo de la OTAN que ya están desplegados en Polonia  y en los tres estados bálticos   (Estonia, Letonia y Lituania).

Pese a que no se produzca esta intervención directa, la OTAN y la Unión Europea sí están interviniendo en el conflicto. Prueba de ello es el suministro de armas (como armas antitanque, armas antiaéreas o drones), apoyo financiero y de inteligencia. Además, desde 2014 se ha estado entrenando al ejército ucraniano. Prueba de ello es que está siendo capaz de resistir y de frenar el avance del segundo ejército más poderoso del mundo.

Tampoco hay que olvidar las sanciones, en las que la UE está llevando la delantera a EEUU, aprobando medidas muy severas. Europa está asumiendo un coste muy elevado por sancionar a Putin, que se nota en el alza de los precios del gas, de la gasolina, de la electricidad, y que también están repercutiendo en la cesta de la compra.

Podéis ver mi entrevista a continuación o en el siguiente enlace:

 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Translate »
A %d blogueros les gusta esto: